Mantenimiento de Impresoras Fiscales

EL CLIENTE contrata dichos servicios para mantener la operatividad de los Equipos Fiscales (Hardware) en todo momento, entendiéndose como tal el mantenimiento preventivo que incluye una revisión anual para verificar el correcto funcionamiento de los Equipos Fiscales detallados en todos sus componentes, así como también las llamadas o las visitas para realizar Mantenimiento Correctivo, es decir, por daño o malfuncionamiento del equipo.

El Mantenimiento Correctivo no incluye el costo las piezas o componentes que deban sustituirse, tanto internos como externos que fallaran o estuviesen averiados en los equipos, ni la mano de obra por las reparaciones requeridas, de ser el caso.

TÉRMINOS Y CONDICIONES GENERALES Y ESPECÍFICOS DE PRESTACIÓN DE LOS SERVICIOS

Los Servicios se prestarán en los siguientes términos y condiciones generales en las cuales nos comprometemos a:

Responde por la calidad del trabajo desarrollado con la diligencia exigible a una empresa experta en la realización de los trabajos objeto del Contrato.

Gestionar y obtener, a su cargo, todas las licencias, permisos y autorizaciones administrativas que pudieren ser necesarias para la realización de los Servicios.

Guardar la confidencialidad sobre la información que le facilite el CLIENTE en o para la ejecución del Contrato o que por su propia naturaleza deba ser tratada como tal. Se excluye de la categoría de información confidencial toda aquella información que debe ser anotada en el Libro de Registros del Equipo Fiscal revisado o bajo mantenimiento; así como también aquella información que sea divulgada por el CLIENTE, aquella que haya de ser revelada de acuerdo con las leyes o con un requerimiento judicial o acto de autoridad competente.

El CLIENTE se compromete a utilizar los componentes del hardware y del software de acuerdo con las instrucciones y el manual del fabricante.

EL CLIENTE se obliga a informar inmediatamente a EL PROVEEDOR la desincorporación del (los) Equipo(s) Fiscal(es), detallados en la cláusula primera, por desuso, sustitución, agotamiento de memoria o cualquier circunstancia que justifique su inutilización, incluyendo daños o desperfectos del mismo.

EL CLIENTE se obliga a entregar a EL PROVEEDOR el Libro de Control de Reparación y Mantenimiento con el objeto que éste realice las anotaciones exigidas y reguladas en el Decreto Ejecutivo 53 de de 16 de junio de 2010.

Consultar: